Aída Cuevas es una de las cantantes mexicanas que ha llevado su música por distintos países del mundo. Es dueña de una voz excepcional y un talento que la hizo triunfar desde a muy corta edad, pero su vida personal está marcada por tres divorcios.

Aída Cuevas, cantante de temas como «Quizás mañana», «Dos arbolitos» y «Te doy las gracias», originaria de Ciudad de México y cuyo nombre completo es Aída Gabriela Cuevas Castillo, estuvo casada con Uriel Alatriste,  entre 1981 y 1987, y posteriormente con Carlos Berganza, entre  1995 y 2010, y también con el cantante Paco Guizar.

Lamentablemente la señora Cuevas no pudo tener estabilidad en su vida matrimonial, y de los tres señores se divorció, una vez que las cosas no marcharon bien en sus matrimonios.

En una entrevista que circula en YouTube para el programa «Suelta la sopa», Cuevas cuenta sobre Uriel, quien es padre de sus dos primeros hijos, le llevaba 16 años; era un hombre preparado, le gustaba cantar y llegó muy feliz al altar. De él se divorció cuando tenía 25 años de edad.

Las cosas entre Aída y Uriel se volvieron difíciles y enfrentaron serios problemas legales. Él le quería quitar a sus hijos, para lo que la acusaba de estar loca, pero no se salió con la suya, cuenta.

Y la señora Cuevas destaca que una vez separados, él se alejó de su vida y de la de sus hijos y jamás volvieron a saber nada de él.

Posterior a su rompimiento con Uriel, Aída se relacionó  sentimentalmente con Paco Guizar, quien es cantante, y se casaron, pero no tuvieron hijos.

En una entrevista con Grupo Imagen que ofreció la cantante en 2013, hizo fuertes declaraciones sobre él y dio a entender que Guizar era gay.

Y respecto a Carlos Berganza, su tercer esposo, con quien estuvo casada entre   1995 y 2010, tampoco se dieron del todo bien las cosas entre ellos, sobre todo en los últimos dos años en que estuvieron juntos.

Staff Sociales 3.0