Una salida a cenar fue la causa para que la internacional Gloria Estefan diera positivo a COVID-19; la cantante relata que fue en el mes de noviembre donde la pérdida del gusto y el olfato le dieron la señal de que había resultado infectada.

La cantante ha explicado a través de redes sociales que en una de sus escasas salidas en el mes de octubre cenó en una terraza de un restaurante, y ahí fue donde ella y sus tres acompañantes, pese a portar cubrebocas, resultaron contagiados

Fue el 5 de noviembre cuando descubrió que había perdido los sentidos antes mencionados, lo que la llevó al 8 de noviembre a hacerse una prueba que le confirmó el contagio.

Además relató que se encerró en el segundo piso de su casa, y no dejó que nadie entrara, detallando que fueron los únicos síntomas intensos de la enfermedad.

Ángel Rodríguez / Sociales 3.0