Ciudad de México, 03 octubre de 2021.- «¡Te la volaste!». Eso fue lo último que Luis Miguel le dijo a Diego Boneta tras su actuación en la serie de Netflix donde el actor da vida al intérprete.

Así lo contó el propio Boneta, precisamente porque el 28 de octubre estrenará la última temporada de Luis Miguel, La Serie.

«La última vez que lo vi me dijo ‘te la volaste, te la volaste’. Fue increíble conocerlo y contar con él. Normalmente, cuando uno hace una bioserie, es de gente que ya murió, pero en este caso pude estar cerca y absorber cosas de él, sobre todo para esta última temporada, porque fue a la edad a la que lo conocí», compartió Boneta, en entrevista.

El actor está en Madrid para los Premios Platino del Cine Iberoamericano, donde es uno de los nominados a la Mejor Interpretación Masculina de Reparto, por su papel en Nuevo Orden.

Sabe que todavía falta camino por recorrer con la serie sobre «El Sol», pero, a la vez, su balance hoy en día ya es positivo.

«Me deja una sensación de alegría y orgullo inmenso. Nunca pensé que una serie en español me abriría más puertas que los proyectos de cine que ya había hecho en Estados Unidos», subrayó el actor de Terminator: Destino Oculto y La Era del Rock.

Y si bien se siente orgulloso de haberle dado vida al ídolo musical, sabe que para seguir avanzando, y, de paso, quitarse el traje del personaje, debe aspirar a encarnar roles distintos.

«La única manera de equilibrar todo es elegir historias y personajes completamente diferentes a Luis Miguel, para no encasillarme».

Y así será, adelantó, con su siguiente película, El Padre de la Novia, remake de la trama que protagonizaron Steve Martin y Diane Keaton en 1991.

«Salgo como el novio, en un proyecto increíble, con Andy García y Gloria Estefan, dirigidos por Gary Alazraki. Es algo maravilloso y justamente es un personaje opuesto a lo que hice con Luis Miguel».

Por ahora, el mexicano sólo piensa en disfrutar la gala de los Platino esta noche, pues también hizo un rodaje largo y polémico.

«Nuevo Orden ha sido sumamente especial, es mi primera película mexicana, que, además, ganó el León de Plata en Venecia. Es algo que aún no puedo creer, y al cual Michel (Franco, director) me invitó a sumarme como productor. Estoy orgulloso de lo que Michel hizo como equipo, es un gran honor.

«Me dio coraje la polémica que se armó por el tráiler porque se fueron por otro lado: no es una película de fifís contra chairos, el antagónico es el Ejército, pero de eso no se habló. Me dio gusto después que la gente que la vio salió a defenderla».

Con información de Reforma.