Querétaro, Qro., 14 de octubre de 2021.- El compositor, arreglista, director, instrumentista y cantante argentino, Marcelo Rodríguez Scilla se dijo entusiasmado de realizar una gira en México con la Camerata Porteña, que fundó hace 35 años, pero particularmente por el concierto del próximo 19 de octubre a las 20:00 horas en el Auditorio Josefa Ortiz de Domínguez, organizado por la Secretaría de Extensión y Cultura Universitaria, pues será en beneficio de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) y el Vacunatón UAQ, para el desarrollo de la vacuna universitaria QUIVAX 17.4.

Aunque no es la primera vez que la Camerata toca tierras mexicanas trayendo consigo el tango argentino y la herencia musical de Astor Piazzolla, de acuerdo con el maestro Marcelo Rodríguez Scilla, esta ocasión reviste un placer especial: poder colaborar con su talento a la recaudación de fondos para que los investigadores universitarios continúen su labor en búsqueda de una vacuna contra el Covid-19.

“Para la Camerata Porteña es un gran gusto visitar nuevamente México, nosotros ya habíamos tenido oportunidad de venir muchas veces (…) y en especial, en lo que refiere a Querétaro, estamos muy entusiasmados, primero porque es una ciudad en la que nunca antes tocamos, lo cual nos alegra mucho poder visitar una ciudad tan hermosa, sobre todo, y como tema central, el poder colaborar con nuestra música en este evento tan importante y recaudar fondos para seguir los estudios que hace la UAQ para desarrollar la vacuna contra el Covid-19”, afirmó el maestro Rodríguez Scilla.

Respecto al repertorio del concierto, el maestro indicó que los asistentes escucharán un abanico de obras que van desde el principio de la era de composición de Piazzolla, es decir, desde la década de los cincuenta hasta finales de los ochenta; 40 años de composiciones que, de acuerdo con él, conforman distintos estilos y formas, entre ellas, obras emblemáticas que han trascendido las fronteras como “Adiós nonino”, “La balada para un loco”, “Oblivion”, “Las cuatro estaciones porteñas”, “La bicicleta blanca”, entre otras que, sin duda, serán del beneplácito de los asistentes.

Por esta razón, recalcó el orgullo de traer este espectáculo que conmemora los 100 años del natalicio de Astor Piazzolla, uno de los compositores de tango más reconocidos del mundo y padrino artístico de la Camerata Porteña, aportando también composiciones propias y colaborando con la Máxima Casa de Estudios de la entidad en esta noble labor: buscar una vacuna para una enfermedad que, dijo, tiene a toda la humanidad preocupada.

“Creo que Astor Piazzolla se ha convertido, como era lógico que sucediera, en un icono mundial de la música. Más allá de los orígenes de sus composiciones en el tango, luego quebrando los códigos del tango y transformando la música de Buenos Aires en algo absolutamente novedoso, los grandes músicos del mundo de las grandes orquestas, los grandes solistas, rápidamente se dieron cuenta que estaban frente a un compositor contemporáneo que estaba dando vuelta a la historia de la música. Por lo tanto, nosotros -que desde hace 35 años difundimos no solamente la obra de él- hemos aportado nuestras propias composiciones para seguir generando lo que él nos dejó, su legado, seguir renovando la música”, expresó.

Presentándose en imponentes espacios en Australia, Rusia, México, Colombia, Argentina, Panamá, Venezuela, España, Ecuador, entre otros, el maestro Marcelo Rodríguez Scilla ha compartido escenario con destacadas figuras de la música argentina como: Raúl Garello y la Orquesta del Tango de Buenos Aires; Roberto Goyeneche, Antonio Agri, Litto Nebbia, Mariquena Monti, José Ángel Trelles, e Iñaki Urlezaga, entre otros.

“Concurran al concierto porque es fundamental apoyar a la Universidad en el desarrollo de la vacuna y yo les aseguro que, además de la satisfacción de haber colaborado con una entidad de tanto nivel como la Universidad de Querétaro, se lo van a llevar en su corazón, es un concierto inolvidable “, finalizó.

Redacción Sociales 3.0