“El motivo del tango es el amor”, beneficiada por ApoyARTE 2

0
1223

“El motivo del tango es el amor”. El maestro Jesús Gerardo González Espinosa ha sido reconocido y admirado por dibujar las calles y escenarios de Querétaro, abrazado al compás del tango, baile donde la sensualidad y creatividad son los ingredientes principales para acompañar los románticos acordes de este cálido baile donde el ritmo del bandoneón y una sutil mirada son la seductora y perfecta invitación para apoderarse del escenario, quien ahora es uno de los artistas beneficiados con el proyecto “ApoyARTE 2”, mismo que es impulsado por la Secretaría de Cultura del Estado de Querétaro, y que  por primera ocasión abrió dos convocatorias, para fortalecer el apoyo a los artistas queretanos, en momentos de pandemia.

“Ha sido un año bastante inusual porque para mí representó parar completamente el trabajo que había venido creciendo desde hace ya tres años, tengo ya bailando mucho más tiempo, pero a partir de estos tres años se empezó a cosechar mucho de lo que se ha sembrado, entonces el 2020 comenzó bastante bien, empezamos a confirmar presentaciones, teatros ya nos habían confirmado, teníamos fechas para proyectos futuros y de pronto llega la pandemia, fue un frenar muy brusco, pero tuvimos que fluir con lo que pasaba y cuidarnos”, compartió el maestro Gerardo González, para Sociales 3.0.

Pero también nos contó cómo fue ese momento de “fluir”, y adaptarse a la  nueva manera de trabajar y sobrevivir, ya que además de tener proyectos y presentaciones en distintos espacios de igual manera trabaja como docente en la Casa de Cultura Ignacio Mena, ubicada en el centro de Querétaro.

“Cuando cerraron la casa de cultura, la directora nos comentó de las brigadas de sanitización que era un trabajo que se ofrecía para las personas que quedaron sin trabajo, entonces estuve ahí por dos meses y fue bastante divertido, conocí excelentes personas y pues eso me ayudó mucho a aliviar la ansiedad y el estrés, porque pues para mí se detuvo el 99 por ciento de toda mi actividad y que es de lo que vivo, entonces fue así como que ¿y ahora?, así que así fue como pude continuar”.

De tal manera que al enterarse de que ya estaba en puerta la convocatoria Apoyarte, se puso a trabajar con entusiasmo y mucho motivación en su proyecto, participando en la primera citación sin resultar entre los beneficiados; sin embargo insistió en la segunda, en la cual logró un resultado positivo para continuar haciendo lo que más ama.

“Yo creo que la comunidad artística en Querétaro, está unida porque yo me enteré por medio de “la comunidad artística” que es un grupo de Whatsapp, de hecho antes que redes sociales, entonces metí para la primera y no resulté seleccionado y para esta segunda lo metí y pues bueno afortunadamente sí estoy dentro de los seleccionados”, nos compartió.

Pero también nos cuenta cómo fue la inspiración de su nuevo proyecto y con el cual ha sido triunfante en dicha convocatoria.

“Es un espectáculo que se llama El Motivo del Tango es el Amor, es una frase de Horacio Ferrer, quien es un poeta argentino, él hizo muchas obras por ejemplo Balada Para Un Loco, y también Moriré en Buenos Aires que yo ya conocía estas obras desde hace tiempo y me gustan mucho, entonces alguna vez vi una imagen con la cara de Horacio y esta frase, y me gustaba mucho y pensaba que un día la iba a utilizar para algún espectáculo y pues llegó el momento”.

“Me gustó mucho este título, porque en este año de pandemia, de aislamiento, de no toques a los demás, quédate en tu casa, el amor no ayuda a sobrellevar y saber que volveremos y volveremos a abrazarnos, tener contacto, y que el sentimiento de amor es muy fuerte y nos puede salvar, así que el espectáculo muestra danzas que resaltan este sentimiento”.

De tal manera que con este espectáculo el maestro González, estará de vuelta a los escenarios aunque por el momento solamente sea a distancia, todavía faltan algunos detalles para terminar de darle forma a esta pieza, el cual se difundirá en diciembre en las redes sociales de la Secretaría de Cultura.

Zaira Montoya/ADN Informativo